Truco: tortillas de patatas de 10



La tortilla de patatas es una receta de nuestra gastronomía conocida mundialmente, no hay cafetería que no tenga un pincho de tortilla por la mañana para el café o para el almuerzo con una caña, si es que nos encanta este plato, o bueno platos, porque tiene tantas versiones, desde la clásica tortilla de patatas, sólo con patatas o con cebolla, aquí no vamos a entrar en polémica jaja que sabemos que la hay, pasando por tortillas con picadillo o con calabacín a tortillas rellenas y tortillas guisadas, poco o muy hechas a cada cual con su tortilla....


Uno de los factores principales son los ingredientes: Tenemos que utilizar buenos ingredientes, las patatas han de estar prietas nunca blandas y harinosas, los huevos tienen que ser frescos y si son de corral mucho mejor y aceite de oliva suave. Al igual que estos 3 básicos, el resto de ingredientes ha de ser 10 igualmente, de nada sirve tener unos huevos de 10 y echar un chorizo malo dentro...


Y la sartén: tenemos que emplear una buena sartén en buen estado, que tenga la superficie antiadherente perfecta para que no se nos pegue, un buen consejo es que solo utilicemos esa sartén para hacer las tortillas y los huevos fritos. Un truco muy práctico que puedes emplear, para que no se te pegue la tortilla de patatas, es cubrir el fondo de la sartén con sal. A continuación, freír la sal hasta que adquiera un ligero tono tostado, luego retiramos la sal con papel de cocina o un paño y ya puedes utilizar la sartén sin peligro de que se te pegue la tortilla de patatas.


Pero ¿cómo hacen en los bares para que queden de esas alturas? y encima quedan jugositas, salvo que lleve en el mostrador 2 días, que a mi me ha pasado de echar el diente y comprobar que el plato es más blando que la propia tortilla jajaja


El truco es fácil, hay que seguir una proporción entre patatas y huevos, ya que si tiene demasiada patata o se corta en trozos demasiado grandes resultará más seca. Debemos usar 900g de patatas por cada 6 huevos para conseguir esta jugosidad. Y además podemos añadir un chorrito de leche fría a los huevos batidos para que quede más jugosa y un pellizco de levadura en polvo a la hora de batir los huevos para que esta quede alta y esponjosa, o en vez de batir los huevos todos juntos, batir yema y clara por separado y esta la montamos a punto de nieve.

Y para rizar el rizo, se comenta por mentideros, (esto me habéis de disculpar pero soy de las que hacen la tortilla sin cebolla, con lo cual no lo he probado) que si se fríen las patatas y la cebolla por separado en dos sartenes diferentes, la tortilla queda con mejor aspecto, textura y sabor.


Las patatas han de cortarse todas iguales, no vale unas grandes, otras finas, otras yo que se como... se han de freír en aceite caliente a ser posible oliva suave, cuando estén listas las patatas las escurrimos muy bien del aceite de la sartén para que no quede aceitosa y las echamos en los huevos bien batidos. Dejaremos reposar la mezcla 10 minutos para conseguir que la patata se empape bien y adquiera la consistencia adecuada. El huevo deberá cubrir la patata y si lleva otros ingredientes estos también.


Y llega el momento de quajarla.... Ponemos una cucharada de aceite en la sartén bien limpia. Con el aceite muy caliente verteremos la mezcla y dejaremos que se haga 1 o 2 minutos dependiendo de si la tortilla de patatas nos gusta más o menos cuajada. y por supuesto tenemos a mano un plato con el que vamos a dar la vuelta a la tortilla de patatas. Este debe ser siempre más grande que la sartén, para no tener problemas en el momento de darle la vuelta debemos hacer un movimiento rápido y con seguridad, con firmeza y decisión. Ponemos el plato sobre la sartén y lo sujetamos con fuerza con una mano mientras que usamos la otra para darle la vuelta sosteniéndola por el mango. Ahora sólo nos falta volver a poner la tortilla en la sartén para que se termine de cuajar por el otro lado.


Y un último consejo la mejor clase de patatas para la tortilla son: variedades Kennebec, Monalisa o incluso Agria.


Y para terminar, ya sabeis que me gusta aportar estos datos que todos olvidamos, pero quizás un cuñao no sepa jajaja es: Quien inventó la tortilla de patatas: Cuenta la leyenda que fue el General Tomás Zumalacárregui quien durante el sitio de Bilbao en las primeras guerras Carlistas inventó esta receta como plato sencillo y nutritivo con el que mitigar la hambruna por la que atravesaba su ejército.


Entradas Recientes

Ver todo